DERECHO BANCARIO


La crisis global desatada en el 2007 ha afectado a miles de familias. Familias que habían invertido sus ahorros en productos que creían seguros y estables y han visto como estos se reducían de forma abismal. Los afectados por estos productos pueden y deben exigir que sus entidades financieras respondan de sus actuaciones y así recuperar el dinero invertido.

Muchas familias se encuentran ahogadas por no poder pagar sus cuotas hipotecarias. Se concedieron créditos a personas cuyos recursos económicos eran bajos y hoy no pueden hacer frente a los pagos, viéndose obligadas a abandonar sus hogares. Las entidades financieras además ofrecieron créditos con unas cláusulas que han sido judicialmente declaradas abusivas, y que pueden reclamarse.

Podemos estudiar tu caso y asesorarte, recuperar tus ahorros es posible así como reducir tu cuota hipotecaria.